MOVILIZACIONES 35 HORAS EN LA JUNTA DE CASTILLA Y LEÓN

Ayer, jueves 26 de septiembre, el nuevo Gobierno de la Junta de Castilla y León, a través de su Consejero de Presidencia, confirmó el incumplimiento de la nueva Junta con todos sus empleados públicos y su intención de hacernos volver a la jornada semanal de 37,5 horas. Todo ello, justificado por unos falaces argumentos con los que cubrir sus mentiras:

1.- Los costes, que estiman en 120 millones.

Imaginamos que el dato, será alguna revelación de la Virgen, pues siguen sin presentar un solo dato (¡ya no vamos a pedir una memoria económica!, aunque están en ello). Les ha faltado tiempo para incumplir un Acuerdo de Junta, pero no lo tienen para realizar un análisis de costes reales. Y todo ello, mientras presumen de agrandar el déficit de la Comunidad, a través de

rebajas de los impuestos propios y aumentando la dependencia de los servicios públicos de la Comunidad de los Presupuestos Generales del Estado. La nueva Junta de Castilla y León, demuestra que, para ellos, gestión económica es sinónimo de descapitalización de los servicios públicos.

2.- Asegurar la capacidad organizativa, en especial en Sanidad y Educación.

Ya se les demostró en la reunión del día 24/09 que los problemas residían en su modelo de gestión, no en la jornada semanal máxima. Pero les sirve de excusa para volver a negociar las condiciones de aplicación de la jornada, como si esas condiciones no estuviesen ya fijadas y cumplidas. Es una excusa de mal pagador. Por sus actos los conoceréis.

2.-a.- Sanidad

Tras la vergüenza con la que la Junta de Castilla y León obra contra l@s Emplead@s Públic@s de la Comunidad, desde el sector de Sanidad queremos hacer una serie de consideraciones; El matonismo que el consejero de Presidencia mantuvo ayer con l@s representantes de los EE.PP. en su sketch de negociación es propio de los mejores tiempos del caciquismo tan alejado de la senda del diálogo social necesario entre administración y agentes sociales. La incapacidad del Gobierno del presidente “desaparecido” Mañueco para cumplir lo firmado y acordado por la Junta con sus trabajadores solo revela un afán por debilitar lo público marcando un hito peligroso para los que defendemos los Servicios Públicos y a sus trabajadores y

trabajadoras. Robar el derecho a una jornada coherente de 35h, símbolo de calidad asistencial en los países

del entorno, y en muchas de las Comunidades que nos rodean. Trasladar a la opinión pública la sensación de que los SS.PP. son caros y que sus emplead@s son unos vagos no va a conseguir empañar la gran valoración que de ellos tiene la ciudadanía. La Sanidad Pública pese a los ataques constantes (privatizaciones, recortes de plantillas y presupuestarios, libres designaciones de cargos,.) es uno de los servicios mejor valorados por nuestr@s conciudadan@s.

El gobierno de la Junta de Castilla y León ha decidido iniciar una guerra contra lo público que desde el UGT vamos a ganar porque nos jugamos mucho, como colectivo y como sociedad. Por eso llamamos a tod@s l@s trabajadores y trabajadoras de SACYL a secundar y apoyar todas aquellas movilizaciones que hemos planteado para defender la dignidad de l@s Emplead@s Públic@s.

2. b.- Educación

Los 31.000 Docentes que hay en Castilla y León, nunca han disfrutado de Jornada Estival reducida, ni ningún tipo de compensación, tampoco se ha escuchado a este sector en la elaboración de la Ley de Carrera Profesional, aprobando una ley que les perjudica gravemente. La Junta mira para otro lado en los problemas de la enseñanza pública y quien la sustenta, que son los profesionales educativos. Se empeña en negarles derechos que otras Comunidades Autónomas tienen reconocidos desde hace tiempo.

Además, el profesorado de Castilla y León ha conseguido, gracias a su tesón, que la calidad de la enseñanza de esta Comunidad lidere todos los informes educativos pese a ser de los peores remunerados a nivel nacional. La Junta está consiguiendo que nuestros docentes prefieran trabajar en otras regiones donde se les reconoce debidamente su labor docente.

3.- Asegurar la calidad del servicio público.

Parece ser que todas las mermas en calidad de los servicios se deben a la jornada de 35 horas. La parálisis por falta de Bolsas de Empleo activas y ágiles con las que cubrir las necesidades del servicio público, la falta de motivación de los empleados públicos condenados a no tener concursos en 10 o 15 años, los sueldos más bajos entre todas las Administraciones Públicas, unas Ofertas de Empleo raquíticas que se quedan a medio desarrollar, etc…todo ello, no merece atención por parte del nuevo Gobierno. Sin demostrar el más mínimo interés por activar todos los temas de negociación pendientes.

Para el nuevo Gobierno negociar es declarar en los medios que “se presentan con un espíritu negociador”. Y ahora no mienten, es un espíritu pues no hay forma que se materialice en una sola negociación.

Este gobierno tacaño y miserable con los Empleados Públicos, se ha convertido en agencia de colocación, como asesores y altos cargos, etc.…. para políticos que han quedado fuera de las listas del PP y Cs o sin cargos y en la calle por decisión de los ciudadanos en las pasadas elecciones, demuestra hacia l@s EE.PP, que está dispuesto en todo momento a vejarles y humillarles.

Ante tan maña felonía por parte del nueva Junta de Castilla y León, UGT solicita el apoyo a todas las movilizaciones convocadas por UGT-CCOO-CSIF tanto a nivel provincial como regional y que comenzarán con la concentración ante las delegaciones Provinciales el día 3 de octubre.

 

Leer/descargar en pdf: Comunicado de prensa - movilizaciones 35 horas septiembre 2019.

 

 

 

 

 

 

Revistas

   
IR ARRIBA