UGTCYL EXIGE EL RECONOCIMIENTO DE LOS EMPLEADOS PÚBLICOS DE CASTILLA Y LEÓN Y LA EQUIPARACIÓN DE SUS SALARIOS CON LOS DE LAS DEMÁS CCAA

Hoy, La Federación de Servicios Públicos ha presentado la 2ª parte de la campaña “¿Quién salva a…? los empleados públicos en Castilla y León” para poner de relieve la importancia de la labor de otros sectores de la administración pública como son los bomberos, la policía, los profesionales de la limpieza viaria, trabajadores de Correos, personal laboral de centros educativos y docentes.

Tomás Pérez ha apelado a la necesidad de reconocer el trabajo de los muchos profesionales que han arrimado el hombro desde el comienzo de la pandemia sin que su labor se haya visto reconocida porque “aquellos aplausos se centraron, principalmente, en los profesionales del sector sanitario”.

Representando al sector de enseñanza, la Secretaria de Enseñanza de UGTCyL, Beatriz García González, ha explicado que “esta campaña pretende reconocer también la labor de los docentes, porque cambiaron las pizarras por pantallas en un tiempo récord, pese a que faltaban recursos e instrucciones claras por parte de la Consejería. Y es que, tal y como ha argumentado García González, “Castilla y León tiene los docentes peor remunerados del país”. Además, cabe recordar que la JCyL fue “de las últimas del país en reaccionar a la pandemia. Los docentes no dejaron, sin embargo, de trabajar en ningún momento”.

La secretaria de enseñanza ha aplaudido “el esfuerzo colectivo que llevaron a cabo junto a las familias y alumnos” en un momento en el que “el profesorado tuvo que buscarse la vida para impartir clases telemáticas incluso, en muchos casos, en lugares donde ni siquiera existe la conectividad a la red”. De igual manera, García ha reprochado a la Consejería de sanidad que esté actualmente forzando a los docentes a vacunarse durante sus vacaciones obligándoles a desplazarse más de 300 km en muchos casos: “Es algo que no ocurre en ningún otro sector ¿Acaso los docentes no tienen derecho a descanso?”. De hecho, la segunda dosis de la vacuna va a coincidir, además, con la segunda parte de las oposiciones (que se celebrarán a mediados de junio) y a muchos docentes les va a obligar a escoger entre salud y trabajo. “Nosotros somos capaces de gestionar situaciones nuevas y difíciles. Ahora le toca a la Junta de Castilla y león” ha reclamado Beatriz García ante tal previsión.

Por otra parte, Julio César Martín Nevado, Secretario de Administración Autonómica ha querido “rescatar las viejas luchas”, las del personal laboral del sector de la educación, como es el personal de los comedores en las escuelas, los fisioterapeutas, educadores, logopedas y el resto del personal de apoyo de alumnado de Castilla y León que, “a menudo, son tratados como personal de segunda” hasta el punto de que, cuando la Consejera de Educación anunció el nuevo calendario escolar, omitió los de las escuelas infantiles, obviando la necesidad del personal de estos centros de conocer su horario y días lectivos. Asimismo, Martín Nevado ha apelado a los problemas en las escuelas infantiles con la vacunación frente al Covid: “mientras en unas provincias se excluye a este personal (en contra de la estrategia nacional) en otras se les está vacunando ¿Alguien puede dar explicaciones?”.

Resumiendo, Tomás Pérez, Secretario General, Acción Sindical y Comunicación e Imagen de la FeSP de UGTCyL, ha querido incidir en el hecho de que “hay muchos sectores que se han invisibilizado en esta pandemia. La policía estuvo desde el primer momento cuidando para que la pandemia no fuera a más. No faltaron tampoco los trabajadores de Correos. También nos hemos acostumbrado a ver nuestras calles limpias sin reparar en quién da valor a estos servicios y quién aporta su fuerza de trabajo. Esta gente ha sido esencial y la administración no piensa en ellos cuando elabora presupuestos o dispone de medios para ejercer sus derechos. No nos gustan los aplausos. No gustan los derechos”.

También han tenido palabras desde UGT para el acuerdo firmado por la secretaria autonómica de Satse con la Consejería de Sanidad para aumentar el salario de los profesionales de la enfermería. En palabras del Secretario de Administración Autonómica, “No han recibido más que una pequeña paguita, cuando se encuentran entre un 10 y un 25% por pagadas que la mayoría de las comunidades del país. Este acuerdo deja fuera (dentro de los propios titulados de enfermería) a los profesionales de enfermería que forman parte del personal laboral de la Junta. Con ello se incrementa su diferencia salarial con las enfermeras del SACYL. Desde UGT solicitamos el criterio de acercarnos a la media nacional se aplique a todos los trabajadores de la Junta”.

Para finalizar, Tomás Pérez ha exigido a la JCyL “firmar acuerdos para equilibrar los salarios de los empleados públicos de Castilla y León con los del resto de comunidades, porque nos encontramos con la peor media de toda España”.

 

 

 

Revistas

   
IR ARRIBA